El Defensa de Vojvoda es cosa seria y ésta vez hizo Justicia en Avellaneda. El conjunto de Varela superó por 1-0 a Independiente, que profundizó su mal momento, con un gol de Mariano Bareiro. Con esta victoria llega a línea de River y se ubica en puestos de clasificación a la Copa Sudamericana 2019. Mientras que los de Holan están, por el momento, fuera de la Libertadores del año próximo.

El funcionamiento del Rojo fue nulo, viene arrastrando una seguidilla de partidos en el que no juega bien y empieza a preocupar a su entrenador. Las individualidades dejaron de lado el juego colectivo y ni así puede torcer el rumbo. En la noche del lunes se vio superado ante un equipo con mucha actitud y una labor futbolística que va en crecimiento de forma colectiva.

Los de Avellaneda arrancaron imprecisos, sin posibilidades de superar en la línea del mediocampo a un solido rival. El primero en acercarse fue la visita con un disparo de Fernando Marquez, que se fue alto. Los locales respondieron con un tiro de Sánchez Miño, que se fue cerca y en la siguiente Lisandro Martínez sacó un remate que contuvo bien Campaña. Aunque el nivel del partido era discreto y no podían romper la paridad, ambos tuvieron sus posibilidades.

En los últimos minutos, los que se animaron fueron los locales. Meza y Sánchez Miño pudieron hacer la diferencia por su sector y mostraron ser lo mejor de un flojo funcionamiento colectivo del equipo. Unsain atajó un disparo de tiro libre del ex volante de Gimnasia. A continuación, dos remates del ex Boca que se fueron cerca del arco de Defensa.

La segunda etapa, los dueños de casa no encontraron la vuelta al partido, se lo vio muy oscuro y confuso en el nivel. El arco le quedó demasiado lejos. Defensa estuvo con mucha concentración y firmeza en cada una de las líneas, y así se animó a crear peligro. Primero el que tuvo su situación fue Tijanovich, que el remate fue tapado por Franco y en una de las siguientes, Campaña no pudo controlar un remate y apareció Bareiro para convertir la apertura del marcador.

Ese gol fue un baldazo de agua fría, un Diablo que no pudo volver a sus raíces y no creó situaciones de riesgo en el arco defendido por Unsain. Le faltó claridad y precisión en los metros finales, la visita creció en confianza, se defendió muy bien y pasó a sentirse cómoda con la pelota y sin la misma. El final del partido se fue haciendo presente, e Independiente no pudo llegar al empate.

Los de Varela consiguieron su tercera victoria ante los grandes, tras vencer a Boca y Racing, ahora su victima fue el conjunto dirigido por Holan para llegar a la décima ubicación y colocarse en zona de copas. Por su parte, el Rojo no pudo reincorporarse de la caída ante Corinthians, y salió de los puestos de Libertadores para el venidero año. Ahora, el rojo tendrá que pensar en su próximo rival, Newells.

Síntesis: 

Independiente: Campaña; Bustos, Franco, Amorebieta, G. Silva; Rodríguez, Meza, Sánchez Miño, Benítez, Romero y Gigliotti.
DT: Ariel Holán.

Defensa y Justicia: Unsain, Almeida, Gissi, Martínez, Molina; Pochettino, Cubas, Bareiro; Tijanovich, Ciro Rius y Márquez.
DT: Juan Pablo Vojvoda

Goles: 11′ ST Bareiro (DyJ)

Cambios: 14′ ST Kaprof por Marquez (DyJ); 18′ ST Menéndez por Romero (I); 21′ ST Gaibor por Silva (I); 23′ ST Miranda por Pochettino (DyJ); 28′ ST Figal por Bustos (I) y 31′ ST Barboza por Tijanovich (DyJ)

Amonestados: Bustos, Amorebieta (I); Molina, Bareiro, Almeida, Cubas (DyJ)

Estadio: Libertadores de América

Árbitro: Hernán Mastrángelo

No hay comentarios